Miguel Macaro

No quiero definir esta palabra, ni perseguirla, ni tampoco mostrarla en unos cuantos cuadros, porque una palabra no puede explicar este último año de trabajo, más bien esta idea es de mi madre y el título me inspira unas cuantas cosas que al parecer tienen que ver conmigo.

Hoy puedo explicar, que durante este tiempo cualquier espacio vacío (en apariencia) podía ser idóneo para expresar algo, no importa el fondo, puede que lo más importante sea el entorno, esa necesidad innata en el hombre de encajar, de trabajar de dentro a fuera.

Mi inquietud no viene de una simple razón, son muchas las que me llevaron en ocasiones a empapar de tinta roja roja cualquier elemento, sin razón o con ella, completé mi realidad y ésta se hizo fuerte. ¿Qué ocurre al andar? Lo que ya sabemos, que avanzamos siempre para no sentirnos extraños, cuanto más lejos, más pisadas podemos explicar, y ganamos perspectiva en cuanto al lugar donde nos criamos.

Los espacios vacíos son el interrogante aquí, un borratajo para llenarlo no es reconocible pero sí lo es un símbolo ¿Cuál es la diferencia?.

No lo sé pero durante mucho tiempo, y no este último año, sino mucho más atrás, hemos conseguido una enorme riqueza en cuanto a la comunicación se refiere, al principio eran trazos en una piedra ¿y ahora? La inmensidad y todo para no encontrarnos solos y mostrar a otros lo que hemos construido.

No quiero ser ingenuo, sé que no puedo llegar a comunicaros con esta obra todo lo que me gustaría, que no todos pueden entender esto como lo entiendo yo, no quiero ser poético, ni demasiado sencillo, quiero ser funcional en la medida que puedan hacerlo estas pinturas, mis motivos son sinceros y cargan con melancolía y algo de gracia.

Estas son mis HUELLAS, simples en apariencia pero te invito a observar un poco más, leer en ellas fue nuestro primer oficio, así que mi consejo es: mira estas piezas y rastrea, la intuición es la mejor cualidad del hombre, así que adelante.

MIGUEL MACARO

Valladolid

Cursó Bachillerato en la Escuela de Artes y Oficios de Valladolid.  Se ha formado durante dos años en técnicas de grabado con Alberto Valverde.  En la ESI de Valladolid estudió cuatro años de Diseño Gráfico, incluyendo Máster en Tipografía,  Ha realizado un curso de Grabado en Salamanca con José Fuentes, técnica: gubia y papel y papel de pulpa.